Deprecated: Assigning the return value of new by reference is deprecated in /home/kepasa/public_html/wp-includes/cache.php on line 38
Perdonen que no me levante » para pensar

Perdonen que no me levante

Diarreas mentales de un pendejo electrónico

9/11/2008

Consejos a cargo de un médico portugués práctico y sabio

escrito por @ 9:41. Archivado en La comedia de la vida
  

CONSEJOS A CARGO DE UN MÉDICO PORTUGUÉS PRÁCTICO Y SABIO
("Hay que disfrutar de la vida")
 
1. Los ejercicios cardiovasculares prolongan la vida. ¿Es verdad?
Su corazón fue hecho para latir un determinado número de veces… y basta. No desperdicie esos latidos en ejercicios, porque todo se gasta. Acelerar su corazón no hará que usted viva más; sería como decir que usted prolonga la vida de su coche conduciendo más deprisa y dando acelerones. ¿Quiere vivir más?, pues duerma unas buenas siestas.
 
2. ¿Debo dejar las carnes rojas y comer más frutas y vegetales?
Haga lo que quiera, pero usted tiene que entender la lógica de la eficiencia. ¿Qué come la vaca?… Alfalfa. ¿Qué es la alfalfa?.. Un vegetal. Pues bien, entonces, un bistec no es nada más que un mecanismo eficiente de poner vegetales en su sistema. Si su organismo, necesita granos o pienso compuesto, coma pollo.
 
3. ¿Debo reducir el consumo de alcohol?
De ninguna manera. El vino está hecho de fruta. El coñac, por ejemplo, es un vino destilado. Todo esto significa que se saca el agua de la fruta de manera que usted obtiene el mayor provecho de ella. La cerveza también está hecha a base de vegetales. Puede darle.
 
4. ¿Cuáles son las ventajas de un programa regular de ejercicios?
La filosofía es que, si no le duele, están bien.
 
5. ¿Son perjudiciales los fritos?
Usted mismo… Hoy en día la comida se fríe con aceite vegetal y, por tanto, queda impregnada en aceite vegetal. ¿Cómo puede ser perjudicial ingerir vegetales?
 
6. ¿Ayudan las flexiones a reducir la grasa?
Absolutamente, no. Ejercitar un músculo solamente hace que éste aumente de tamaño.
 
7. ¿Hace daño el chocolate?
Pero, ¡hombre de Dios! No sea tonto. El chocolate es cacao, y el cacao es otro vegetal. Por tanto, el chocolate es una comida buena para ser feliz.
 
Y acuérdese: la vida no debe ser un viaje hacia la tumba con la intención de llegar a ella con un cuerpo atrayente y bien conservado. Es mejor ajustar los pies en los estribos, cerveza en una mano, un buen aperitivo en la otra, mucho sexo, un cuerpo totalmente gastado y usado, y gritar: '¡Valió la pena! ¡Qué viaje!'
 
POSDATA: SI CAMINAR FUERA SALUDABLE, EL CARTERO SERÍA INMORTAL.

Este texto me lo encontré el otro día en un sitio del que mejor no hablamos. Y como me gustó mucho y no lo conocía, pues aquí está. Imagino que, como todo hoy en día, estará ya a patadas por la red.




23/10/2008

El mar invisible

escrito por @ 17:07. Archivado en Historias para no dormir
  

He terminado de leer "El mar invisible", de Juan Cobos Wilkins y hay una par de cosas que me han gustado, aparte de un pasaje que ya puse en el enlace anterior. Uno de ellos es una pequeña historia sobre un rico mercader y una mendiga y la otra es una reflexión acerca de la autorrepresión que se impone un homosexual acerca de su condición y su decisión de, como llamamos hoy en día, "salir del armario". Tanto la pequeña historia como el pasaje me han gustado mucho, por eso quiero compartirlo aquí, además de recomendar el libro, que me ha gustado mucho su historia humana y me ha gustado su au autor como escritor.
 

-Con su larga caravana de camellos, un mercader llega a una antiquísima y remota ciudad en busca de especias, de telas, de perfumes. A las puertas, no lejos de un torreón de piedra por entre cuyas rendijas entran y salen raros pájaros y zurean palomas mensajeras, allí, junto a esa muralla, una mujer alarga su brazo huesudo hacia el viajero y abre la mano solicitando limosna. El mercader toma de la faltriquera una moneda y la deposita en la palma de la pedigüeña. Pero, ante su sorpresa, la anciana dice:
 
 -Señor, si en verdad queréis socorrerme no es una moneda lo que necesito, sino dos. Sois sin duda un hombre caritativo y bondadoso, a vuestra generosidad apelo, tened a bien darme otra moneda.
 
 Quedó muy extrañado el mercader, se acarició la barba y examinó aquellos ojos tratando de adivinar algo, mas nada halló que le hablase de usura o avaricia. La mendiga continuaba con la mano extendida y la solitaria moneda en ella. Sin mediar palabra, volvió el comerciante a hurgar en su bolsa y, dadivoso, dejó caer no una, sino dos monedas. Pero he aquí que ahora su asombro fue aún mayor, pues la anciana volvió a hablar para decirle: "Gracias, no erré al juzgaros generoso, aunque no es lo que necesito". Esta vez, algo molesto, la inquirió: "¿Qué sucede, mujer, todavía quieres más?". "No, mi señor, al contrario, me sobra una." La perplejidad del caballero crecía como crecen las ubres de la cabra para amamantar a sus crías. ¿Cómo?, ¿de modo que aquella vieja loca que mendigaba a las puertas de la ciudad amurallada primero solicitaba una moneda, luego otra más, y después rechazaba la propina? No lo entendía.
 
 -Señor, debéis saber que una resultaba insuficiente y de tres me sobraba una, pues me basta con dos.
 
 Tales fueron las misteriosas palabras con las que fue devuelta la tercera moneda. Y dicho esto, se alejó sin dar tiempo a que el confundido mercader pudiese obtener mejor explicación. Por un instante tuvo la intención de seguirla, pero se aceleraba ya el crepúsculo, caía rápida la noche sobre la ciudad desconocida y sin más demora debía buscar aposento. La caravana cruzó la gran puerta y adentrose por laberínticas callejuelas mientras el cielo se encendía de estrellas. Durante los días que duró su estancia en aquella ciudad combatida por tormentas de arena no dejó de reinar en lo acaecido. La imagen de la mendiga con el brazo implorante y la mano abierta, y sobre todo, sus palabras, tan enigmáticas, volvían una y otra vez a su memoria. No cesaba de preguntarse: "Por qué no una ni tres?, ¿por qué exactamente dos?".
 
 Cuando ya vasijas y cofres y arcas reventaban de exquisitos perfumes, de especias aromáticas y exóticas, de delicadas telas ricamente bordadas, y con su séquito se disponía a partir, el mercader, al cruzar la puerta que antes fue de entrada y ahora de salida, buscó a la anciana. No tardó en encontrarla.
 
 -Mujer -le instó-, revélame el secreto de las dos monedas.
 
 -Misterio no hay ninguno, señor -respondió con su sonrisa mellada.
 
 -Dime, pues. Te escucho.
 
 -Es sencillo. La primera moneda, para una hogaza. La segunda, para comprar rosas y, en ellas, encontrar un motivo por el que comer el pan, un motivo para no dejarme morir.

 

[…]No deseaba más mentiras en mi vida, no más engaños. La piel reprimida deviene, antes o después, en pudrición del espíritu. A la represión no iba a sumarle algo todavía peor, algo que fermenta dentro la amargura y es una lepra que va avanzando hasta conseguir apartarte, segregarte: la autorrepresión. Ésa es la victoria de los inquisidores. Su llave maestra para el sometimiento, para la vergüenza, para la infelicidad: autorrepresión. Un mal invisible.
 
 El Jara me escuchaba mordiéndose una uña. Fruncido el ceño.
 
 -Cuántas veces había tenido que disimular ante frases que me herían, me insultaban, cuántas que fingir ante comentarios que me mortificaron. También yo había sido cómplice y culpable. Sobre todo, lo fui contra mí mismo. Siendo un niño, en el pueblo de al lado, sorprendieron a dos hombres juntos, uno era un chaval, un chico muy joven; el otro, un agricultor casado y con hijos. Les raparon, les colgaron del cuello unos carteles escritos con pintura roja: "Semos mariquitas", así, con falta de ortografía incluida, y vejados, seguidos por una nube de niños y zagalones que les tiraban boñigas y los insultaban, fueron paseados por las calles, conducidos a las casas de sus familias, de sus padres, de la mujer y los hijos… No, Damián, no más vergüenza, no más represión, ¿cómo voy a rechazar el cuerpo en el que vivo, cómo no voy a amarlo? No más infelicidad. No más males invisibles. […]




2/7/2008

El alquimista

escrito por @ 6:53. Archivado en Historias para no dormir
  

Desde siempre me han llamado la atención sus textos que he ido leyendo en revistas y publicaciones, pero nunca me había leído un libro suyo. Así que he empezado por el que creo que es su libro más conocido y he encontrado un par de historias que me han gustado mucho:
 

Un mercader envió a su hijo a aprender el secreto de la felicidad con el más sabio de todos los hombres. El muchacho anduvo durante cuarenta días por el desierto, hasta llegar a un bello castillo, situado en lo alto de una montaña: allí vivía el sabio que el muchacho estaba buscando.
Pero en lugar de encontrar a un hombre santo, nuestro héroe entró en una sala llena de gente, donde sucedían muchas cosas a la vez: entraban y salían mercaderes, la gente conversaba por los rincones, una pequeña orquesta tocaba suaves melodías y había una mesa con los más deliciosos platos de aquella región del mundo.
El sabio conversaba con todos, y el muchacho tuvo que esperar dos horas a que le llegara el turno de ser atendido.
 
El sabio escuchó atentamente el motivo de la visita del muchacho, pero dijo que en aquel momento no tenía tiempo de explicarle el secreto de la felicidad. Le sugirió que se diese un paseo por su palacio y que regresase al cabo de dos horas.
–Sin embargo, deseo pedirte un favor –dijo el sabio, mientras le daba al muchacho una cucharita de té en la que vertió dos gotas de aceite.
"Mientras vas caminando, lleva contigo esta cucharita sin dejar que se derrame el aceite."
El muchacho empezó a subir y bajar las escalinatas del palacio, manteniendo siempre los ojos fijos en la cucharita. Al cabo de las dos horas volvió en presencia del sabio.
–Así pues –preguntó el sabio–, ¿has visto los tapices persas que hay en mi salón? ¿Has visto el jardín que el maestro de los jardineros tardó diez años en crear? ¿Has reparado en los bellos pergaminos de mi biblioteca?
El muchacho, avergonzado, confesó que no había visto nada: su única preocupación había sido no derramar las gotas de aceite que el sabio le había confiado.
–Pues entonces vuelve y conoce las maravillas de mi mundo –dijo el sabio–. No puedes confiar en un hombre si no conoces su casa.
 
Ya más tranquilo, el muchacho cogió la cucharita y volvió a pasear por el palacio, esta vez reparando en todas las obras de arte que colgaban del techo y de las paredes.
Vio el jardín del maestro de los jardineros, que armonizaba con las montañas del horizonte. Sintió el perfume de cada flor. Admiró los pergaminos de textos sagrados, creados por el hombre con paciencia y devoción. Observó que, aunque el sabio tuviese tantísimas obras de arte, sabía distribuirlas con equilibrio por toda la casa, de modo que cada una de ellas pudiese recibir la atención del visitante.
De vuelta en presencia del sabio, relató cuidadosamente todo lo que había visto.
Y el sabio le preguntó:
–Pero ¿dónde están las dos gotas de aceite que te confié?
Horrorizado, el muchacho miró la cucharita y se dio cuenta de que las había derramado.
–No te preocupes –dijo el más sabio de todos los sabios–. Tú viniste aquí en busca de un consejo y esto es todo lo que tengo que decirte:
"El secreto de la felicidad está en contemplar todas las maravillas del mundo y no olvidarse nunca, en ningún momento, de las dos gotas de aceite en la cucharita".

 

La caravana comenzó a viajar día y noche. A cada momento aparecían los mensajeros encapuchados, y el camellero que se había hecho amigo del muchacho explicó que la guerra entre los clanes había comenzado. Tendrían mucha suerte si conseguían llegar al oasis.
Los animales estaban agotados y los hombres cada vez más silenciosos. El silencio era más terrible por la noche, cuando un simple relincho de camello -que antes no pasaba de ser un relincho de camello- ahora asustaba a todo el mundo y podía ser una señal de invasión.
El camellero, no obstante, no parecía estar muy impresionado con la amenaza de guerra.
-Estoy vivo -dijo al muchacho mientras comía un plato de dátiles en la noche sin hogueras ni luna-. Mientras estoy comiendo, no hago nada más que comer. Si estuviera caminando, me limitaría a caminar. Si tengo que luchar, será un día tan bueno para morir como cualquier otro.
Porque no vivo ni en mi pasado ni en mi futuro. Tengo sólo el presente, y eso es lo único que me interesa. Si puedes permanecer siempre en el presente serás un hombre feliz. Percibirás que en el desierto existe vida, que el cielo tiene estrellas, y que los guerreros luchan porque esto forma parte de la raza humana. La vida será una fiesta, un gran festival, porque ella sólo es el momento que estamos viviendo.

 
El alquimista | Paulo Coelho | XLSemanal | Nuestra edad | Web oficial de Paulo Coelho | "El alquimista" al completo (PDF) | Guerrero de la Luz Online | Blog (Inglés) | Blog español, (distinto al inglés)
Mi Bloc de notas: Las gotas de aceite o El secreto de la Felicidad | El presente




15/11/2007

Queda prohibido

escrito por @ 23:39. Archivado en Historias para no dormir
  

¿ Qué es lo verdaderamente importante?,
 
busco en mi interior la respuesta,
 
y me es tan difícil de encontrar.
 
 
 
Falsas ideas invaden mi mente,
 
acostumbrada a enmascarar lo que no entiende,
 
aturdida en un mundo de falsas ilusiones,
 
donde la vanidad, el miedo, la riqueza,
 
la violencia, el odio, la indiferencia,
 
se convierten en adorados héroes.
 
 
 
Me preguntas cómo se puede ser feliz,
 
cómo entre tanta mentira puede uno convivir,
 
cada cual es quien se tiene que responder,
 
aunque para mí, aquí, ahora y para siempre:
 
queda prohibido llorar sin aprender,
 
levantarme un día sin saber qué hacer,
 
tener miedo a mis recuerdos,
 
sentirme sólo alguna vez.
 
 
 
Queda prohibido no sonreír a los problemas,
 
no luchar por lo que quiero,
 
abandonarlo todo por tener miedo,
 
no convertir en realidad mis sueños.
 
 
 
Queda prohibido no demostrarte mi amor,
 
hacer que pagues mis dudas y mi mal humor,
 
inventarme cosas que nunca ocurrieron,
 
recordarte sólo cuando no te tengo.
 
 
 
Queda prohibido dejar a mis amigos,
 
no intentar comprender lo que vivimos,
 
llamarles sólo cuando les necesito,
 
no ver que también nosotros somos distintos.
 
 
 
Queda prohibido no ser yo ante la gente,
 
fingir ante las personas que no me importan,
 
hacerme el gracioso con tal de que me recuerden,
 
olvidar a toda la gente que me quiere.
 
 
 
Queda prohibido no hacer las cosas por mí mismo,
 
no creer en mi dios y hacer mi destino,
 
tener miedo a la vida y a sus castigos,
 
no vivir cada día como si fuera un último suspiro.
 
 
 
Queda prohibido echarte de menos sin alegrarme,
 
olvidar los momentos que me hicieron quererte,
 
todo porque nuestros caminos han dejado de abrazarse,
 
olvidar nuestro pasado y pagarlo con nuestro presente.
 
 
 
Queda prohibido no intentar comprender a las personas,
 
pensar que sus vidas valen más que la mía,
 
no saber que cada uno tiene su camino y su dicha,
 
pensar que con su falta el mundo se termina.
 
 
 
Queda prohibido no crear mi historia,
 
dejar de dar las gracias a mi familia por mi vida,
 
no tener un momento para la gente que me necesita,
 
no comprender que lo que la vida nos da, también nos lo quita.

por Alfredo Cuervo Barrero

 
Este poema está atribuido erróneamente a Pablo Neruda y es de justicia que quede bien claro quién es su auténtico autor.
El poema se ha publicado bajo una licencia ColorIURIS.
 
También hay una presentación (o PowerPoint, o PPS) de un extracto del poema, pero esta presentación se hizo pensando que era de Neruda.
 

 
Autor | Alfredo Cuervo Barrero
Vía | CENTRO Y CONTORNO




13/11/2007

Bienes comunes

escrito por @ 19:08. Archivado en Historias para no dormir
  

Estimada Cristina:
Ayer recibí una misiva de tu abogado donde me invitaba a enumerar los bienes comunes, con el fin de comenzar el proceso de disolución de nuestro vínculo matrimonial. A continuación te remito dicha lista, para que puedas solicitar la certificación al Notario y tener listos todos los escritos antes de la comparecencia ante el tribunal.

Como verás, he dividido la lista en dos partes. Básicamente, un apartado con las cosas de nuestros cinco años de matrimonio con las que me gustaría quedarme y otra con las que te puedes quedar tú. Para cualquier duda o comentario, ya sabes que puedes llamarme al teléfono de la oficina (de ocho a cuatro) o al móvil (hasta las once) y estaré encantado de repasar la lista contigo.

Cosas a conservar:

- La carne de gallina que salpicó mis antebrazos cuando te vi por primera vez en la oficina.

- El leve rastro de perfume que quedó flotando en el ascensor una mañana, cuando te bajaste en la segunda planta, y yo aún no me atrevía a dirigirte la palabra.

- El movimiento de cabeza con el que aceptaste mi invitación a cenar.

- La mancha de rimel que dejaste en mi almohada la noche que por fin dormimos juntos.

- La promesa de que yo sería el único que besaría la constelación de pecas de tu pecho.

- El mordisco que dejé en tu hombro y tuviste que disimular con maquillaje porque tu vestido de novia tenía un escote de palabra de honor.

- Las gotas de lluvia que se enredaron en tu pelo durante nuestra luna de miel en Londres.

- Todas las horas que pasamos mirándonos, besándonos, hablando y tocándonos. (También las horas que pasé simplemente soñando o pensando en ti).

Cosas que puedes conservar tú:

- Los silencios.

- Aquellos besos tibios y emponzoñados, cuyo ingrediente principal era la rutina.

- El sabor acre de los insultos y reproches.

- La sensación de angustia al estirar la mano por la noche para descubrir que tu lado de la cama estaba vacío.

- Las nauseas que trepaban por mi garganta cada vez que notaba un olor extraño en tu ropa.

- El cosquilleo de mi sangre pudriéndose cada vez que te encerrabas en el baño a hablar por teléfono con él.

- Las lágrimas que me tragué cuando descubrí aquel arañazo ajeno en tu ingle.

- Jorge y Cecilia. Los nombres que nos gustaban para los hijos que nunca llegamos a tener.

Con respecto al resto de objetos que hemos adquirido y compartido durante nuestro matrimonio (el coche, la casa, etc) solo comunicarte que puedes quedártelos todos. Al fin y al cabo solo son eso: objetos.

Por último, recordarte el n º de teléfono de mi abogado (914070485) para que tu letrado pueda contactar con él y ambos se ocupen de presentar el escrito de divorcio para ratificar nuestro convencimiento.

Afectuosamente,

Roberto.

 
Parece que es un hombre, ¿verdad? Pues no, no es un hombre. Lo ha escrito una joven de 29 años, llamada Susana López Rubio, ganando con él el primer premio de la tercera edición del "Concurso Antonio Villalba de cartas de amor".
 
Enlace al texto | Bienes comunes




3/10/2007

Arterror

escrito por @ 20:50. Archivado en Sexo, mentiras y cintas de vídeo
  

De los vídeos que voy a traer del viejo blog de vídeos, tengo una de las entradas con tres vídeos acerca de las corridas de toros y la magnífica expresión de arte sublime que representan. Iba a copiar la entrada tal cual está, pero he leído la columna de opinión de Lucía Etxebarria en adn.es y me ha gustado tanto que la he añadido aquí:
 

24 de Septiembre de 2007 | Lucía Etxebarria
Objeción fiscal
 
Las fiestas taurinas nos cuestan 564 millones de euros al año.
 
Y eso que el cálculo no incluye ayudas a ganaderos, que nos pondríamos en mil millones de euros.
 
Es decir, con 47 euros, tirando por lo muy bajo, financia cada familia española la mal llamada fiesta nacional.
 
Teniendo en cuenta que, según una encuesta de la consultora Gallup, no interesa nada al 72,1% de los españoles. Y teniendo en cuenta que este presupuesto serviría para pagar un empaste dental a nueve millones y medio de niños, o para crear cientos de miles de guarderías, a mí se me ha ocurrido un nuevo sistema de objeción fiscal.
 
En mi próxima declaración voy a pagar lo que me toca pero descontando, eso sí, 47 euros, cantidad que, supongo, no me supondrá una multa desmedida ni un ingreso en prisión. Y esos 47 euros me los voy a gastar en mi propia corrida, que, les aseguro, no será de toros. Y no doy más detalles que me juego la columna (y, de paso, la reputación, aunque me temo que bastante descalabrada la tenía ya), baste decir que pienso en una botella de champagne del caro y un lubricante de sabor a fresa. ¡Ah! Y en algún amigo antitaurino.
 
Si el 72% antes citado abonase 47 euros menos de lo que Hacienda reclama quizá el Gobierno se diese por enterado de que por algo decían en las clases de Derecho Político aquello de que el mejor gobierno no es el que hace muy felices a unos cuantos, sino el que tiene contento a la mayoría.
 
www.lucia-etxebarria.com

 


 

 

 

 
Gracias a una entrada en el blog de JRMora, un magnífico dibujante andaluz, he podido ver estos vídeos que he puesto aquí, a ver si a más de uno (que quizá sea el único visitante) se le cae la cara de vergüenza.
 
Si descargas el vídeo puedes usar el reproductor FLV Player o descargarlo desde aquí:
 
flvplayer_setup.exe
 
También puedes convertir el vídeo a casi cualquier formato desde esta página, así que podrás elegir el que mejor se adapte al reproductor que vayas a usar.
 
Enlaces de interés:
Corrida de toros
Tauromaquia
Antitauromaquia
La tortura
Diez razones para terminar con las corridas de toros
Interés por las corridas de toros
Alégrame el día, torero




30/9/2007

Señor juez…

escrito por @ 18:13. Archivado en Sexo, mentiras y cintas de vídeo
  

Hace unos meses comenté que había abierto un blog para poner aquellos vídeos que más me gustaran, ahora que están tan de moda en la red y pululan a patadas. El motivo de abrir un blog nuevo era que tenía poco espacio y pocas bases de datos, pero al haber cambiado de alojamiento tengo mucho más espacio y todas las bases de datos que quiera.
He estado pensando si instalar un nuevo blog dentro del dominio, dejar los vídeos aparte, pero al final he decidido integrarlos, así que los iré poniendo como una entrada cualquiera. Estarán en su categoría, Sexo, mentiras y cintas de vídeo, y de momento tendrán cuatro sub-categorías:

 
[Edito: Pues debido a la actualización de WordPress, que ahora han implementado de serie el sistema de etiquetas, he decidido eliminar estas subcategorías y añadirlas como etiquetas.]
 
Y hoy me gustaría traer un vídeo que me enlazó mi amigo Segio y que me gustó mucho. Dura más de 20 minutos pero vale la pena, sobre todo si eres padre, sobre todo si eres hijo:
 


 
Intervención D. Emilio Calatayud Pérez (V Tertulia Educativa-2006)
Duración: 20′ 56"
Intervención de D. Emilio Calatayud Pérez, Juez de Menores de Granada, en la V Tertulia del Consejo Escolar de La Comunidad de Madrid: "Familia y Escuela ante la Prevención de Conductas de Riesgo".
 
Vía | electroduende
 
Descarga directa del vídeo:
 
Juez_de_Menores_de_Granada.flv
 
Gracias a mi amigo Segio por el enlace.
 
Si descargas el vídeo puedes usar el reproductor FLV Player o descargarlo desde aquí:
 
flvplayer_setup.exe
 
También puedes convertir el vídeo a casi cualquier formato desde esta página, así que podrás elegir el que mejor se adapte al reproductor que vayas a usar.




3/10/2006

Abrazos gratis

escrito por @ 11:42. Archivado en Sexo, mentiras y cintas de vídeo
  

Buscando la carta que, según cuenta la leyenda, escribió el Jefe Seattle al presidente de los Estados Unidos en 1854, aterricé en el blog de Lautreamont, "los fragmentos de pierrot".
No pude resistir la tentación de echar un vistazo y me encontré la historia de Juan Mann, encontrada a su vez en therror.com, que inició una campaña para regalar abrazos a todo aquel que lo necesitara. Parece que el éxito fue tal que la policía llegó a prohibir la campaña, y se llegaron a juntar 10.000 firmas para impedir que se impidera, valga la rebuznancia.
 

A veces, un abrazo es todo lo que necesitamos. Abrazos gratis es la polémica historia real de Juan Mann, un hombre cuya única misión es cruzarse en el camino de un extraño para iluminarle un poco su vida.
En esta época de inconectividad social y falta de contacto humano, los efectos de la campaña de Abrazos gratis se convirtió en todo un fenómeno.
A medida que este símbolo de esperanza humana se esparcía en las calles de la ciudad, la policía y las autoridades ordenaron vetar la campaña de Abrazos gratis. Lo que presenciamos después es el verdadero espíritu de la humanidad juntándose de una forma inspiradora.

Una verdadera lección de humanidad. Lástima que no abunde :(
 


 
Vídeo | YouTube
Descarga el vídeo | Formato FLV / Reproductor
Convierte el formato | Preguntas frecuentes / Manual - SUPER




16/7/2006

Ensuciarse hace bien

escrito por @ 8:19. Archivado en Sexo, mentiras y cintas de vídeo
  

No sé porqué siempre he sido un poco reacio a insertar vídeos en la bitácora, esos que aparecen con su propio reproductor pero está alojado en otras páginas, como YouTube o Google Video. Pero el hallazgo reciente de un vídeo de una campaña argentina de publicidad sobre un detergente me ha hecho cambiar de idea. ¿El vídeo en cuestión? Este:
 

 
Creo que el mundo de la publicidad tiene mucho que aprender de los argentinos :)
 
Vía | menéame
Vídeo | Dailymotion




24/1/2006

Carta escrita en el 2070

escrito por @ 10:48. Archivado en Historias para no dormir
  

Año 2070. Acabo de cumplir los 50, pero mi apariencia es la de alguien de 85. Tengo serios problemas renales porque bebo muy poca agua. Creo que me queda poco tiempo. Hoy soy una de las personas más longevas en esta sociedad.

Recuerdo cuando tenía 5 años: todo era muy diferente. Había muchos árboles en los parques, las casas tenían hermosos jardines y yo podía disfrutar de un baño de regadera hasta por una hora. Ahora usamos toallas empapadas en aceite mineral para limpiar la piel.

Antes, todas las mujeres lucían su hermosa cabellera. Ahora debemos afeitarnos la cabeza para poder mantenerla limpia sin agua.

Antes, mi padre lavaba el auto con el chorro de la manguera. Hoy los niños no pueden creer que el agua se utilizara de esa forma. Recuerdo que había muchos anuncios que decían "CUIDA EL AGUA", sin que nadie los tomara en cuenta…, pensábamos que el agua jamás se podía terminar.

Ahora, todos los ríos, presas, lagunas y mantos acuíferos están irreversiblemente contaminados o agotados. Antes, la cantidad de agua indicada como ideal para beber era de ocho vasos al día por persona adulta. Hoy sólo puedo beber medio vaso.

La ropa es desechable, con lo que aumenta grandemente la cantidad de basura; hemos tenido que volver al uso de los pozos sépticos como en el siglo pasado porque ya las redes de desagües no se usan por la falta de agua.

La apariencia de la población hoy es horrorosa; cuerpos demacrados, arrugados por la deshidratación, llenos de llagas en la piel por los rayos ultravioletas que ya no tienen la capa de ozono que los filtraba en la atmósfera, inmensos desiertos constituyen el paisaje que nos rodea por doquier. Las infecciones gastrointestinales, enfermedades de la piel y de las vías urinarias, son las principales causas de muerte.

La industria está paralizada y el desempleo es dramático. Las plantas desalinizadoras son la principal fuente de empleo y te pagan con agua potable en vez de salario.

Los asaltos por un bidón de agua son asunto común hoy en las calles desoladas. La comida es 80% sintética. Por la resequedad de la piel una joven de 20 años luce como si tuviera 40.

Los científicos investigan, pero no hay solución posible. No se puede fabricar agua, el oxigeno también se ha degradado por falta de árboles lo que ha disminuido el coeficiente intelectual de las nuevas generaciones.

Se ha alterado la morfología del espermatozoide de muchos individuos y, como consecuencia, hay muchos niños con insuficiencias, mutaciones y deformaciones. El gobierno incluso nos cobra por el aire que respiramos: 137 m3 por día por habitante adulto. La gente que no puede pagar es arrojada de las "zonas ventiladas", que están dotadas de gigantescos pulmones mecánicos que funcionan con energía solar, no es de buena calidad pero se puede respirar; la edad promedio es de 35 años.

En algunos países quedan manchas de vegetación con su respectivo río que es fuertemente custodiado por el ejercito, el agua se ha vuelto un tesoro muy codiciado, más que el oro o los diamantes. Aquí, en cambio, no hay árboles porque casi nunca llueve y cuando llega a registrarse una precipitación es de lluvia ácida; las estaciones del año han sido severamente transformadas por las pruebas atómicas y la industria contaminante del siglo XX.

Se advirtió entonces que había que cuidar el medio ambiente, y nadie hizo caso.

Cuando mi hija me pide que le hable de cuando era joven le describo lo hermosos que eran los bosques, le hablo de la lluvia, de las flores, de lo agradable que era bañarse y poder pescar en los ríos y embalses, beber toda el agua que quisiera, lo saludable que era la gente.

Ella me pregunta: Papá, ¿por qué se acabó el agua? Entonces, siento un nudo en la garganta; no puedo dejar de sentirme culpable, porque pertenezco a la generación que terminó de destruir el medio ambiente o simplemente no tomamos en serio tantas advertencias.

Ahora nuestros hijos pagan un alto precio y sinceramente creo que la vida en la tierra ya no será posible dentro de muy poco porque la destrucción del medio ambiente llegó a un punto irreversible.

¡Cómo quisiera regresar el tiempo y hacer que toda la humanidad comprendiera esto cuando aún podíamos hacer algo para salvar a nuestro planeta Tierra!

(Documento extraído de la revista "Crónica de los Tiempos", de Abril de 2002)

Recomiendo que le echéis un vistazo al PPS, en el que veréis algunas imágenes guapas. Hay varios en Internet que podéis encontrar haciendo una búsqueda en Google, así como el propio texto, pero, como me gusta tenerlo todo bajo control, lo he subido a esta carpeta pública. Siento que no haya un enlace directo pero esnips trabaja así, cosa que se compensa por el giga de espacio gratuito que ofrece. Sólo hay que pinchar en el enlace " Carta escrita en el 2070.pps" para empezar la descarga.

Edito para insertar el PPS online, el cual podéis descargar directamente desde allí (O a ver si funciona desde aquí…)

He añadido otro enlace para descargar el PPS: Descarga desde Filefront




[gestionado con WordPress.]




Si lloras porque no puedes ver el sol, las lágrimas no te dejarán ver las estrellas. (Rabindranath Tagore)

¿Quién soy?:

Cosas que nunca te dije:

La búsqueda:

Atrapado por su pasado:

Abril 2014
L M M J V S D
« May    
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  
 

Grupo salvaje:

La terminal:

IBSN:

Agradecimientos:

Licencia para matar:


Toda esta bitácora, salvo lo que pertenece a terceras personas (ver licencia correspondiente) o que se indique expresamente lo contrario, se halla
bajo una licencia
Creative Commons.

También he creado una licencia ColorIURIS, para que cualquiera pueda usar los contenidos del blog, aceptando esta licencia:

Los visitantes:



Website analyzer

Los otros:

Enlázame:

Pincha en la imagen para más información.


Los dibujos de Ibai


Tablón de anuncios:

Las amistades peligrosas:

Más citas:

El coleccionista de huesos:

Quo Vadis?:

Me gusta:

Noticias:

Abre los ojos:

En defensa propia:

119 peticiones. 0.339 segundos